Cómo hacer un dab invertido o de arranque en frío


El dabbing es una de las formas más eficientes y efectivas de disfrutar del cannabis, y en general se utilizan temperaturas altas, salvo que te gusten los dabs de arranque en frío.

El proceso para dabbear de forma tradicional es muy sencillo: consigue un rig para dabs (un dispositivo de vidrio parecido a un bong) y un clavo de cuarzo (una especie de cazoleta para poner el concentrado), calienta la parte inferior del clavo con un mechero soplete, coloca dentro el dab, pon el tapón del carburador, e inhala.

Gracias a este calor, el efecto es instantáneo, y estarás colocado/a antes de que te des cuenta. Pero si el dab está muy caliente, o tomas demasiado, te puede doler la garganta, lo cual no es muy agradable. Por eso podrías preguntarte si hay una forma de dabbear a temperaturas más bajas.

Como seguramente has leído el título de este artículo, es posible que hayas descubierto que ¡ese método ya existe! Se llama dabbing de arranque en frío, aunque también se conoce como dabbing invertido, y el proceso es muy parecido al tradicional, pero al revés.

Veamos estos pasos en más detalle. Pero, primero, vamos a explicar qué es exactamente el dabbing de arranque en frío. Y a continuación analizaremos sus ventajas e inconvenientes, seguidos de una comparación con el proceso estándar.

¿QUÉ ES EL DABBING INVERTIDO O DE ARRANQUE EN FRÍO?

Cuando escuchas hablar del "dabbing invertido", podrías pensar que hay que extraer los dabs del rig de alguna forma. Pero el verdadero significado de estas palabras está más claro cuando usamos el otro nombre del proceso: dabbing de arranque en frío.

Dicho proceso, en términos sencillos, consiste en consumir un dab que se calienta después de colocarlo en el rig. Empieza estando frío sobre el clavo, y se calienta tras su colocación. Dado que el calor aumenta a partir de la temperatura ambiente, en lugar de escaldarse se evaporará a una temperatura más baja de lo que lo haría normalmente.

¿POR QUÉ DEBERÍAS PROBAR LOS DABS DE ARRANQUE EN FRÍO?

Como ya saben los aficionados a los dabs a temperaturas bajas, evitar un calentamiento extremo tiene muchas ventajas. Pero no es un proceso perfecto, y hay ciertos inconvenientes que deberás tener en cuenta.

VENTAJAS DE LOS DABS DE ARRANQUE EN FRÍO

Para empezar, vamos a analizar las numerosas ventajas del consumo de dabs de arranque en frío.

• Es mejor para los pulmones: dado que el dab no se calienta tanto como con el proceso tradicional, el vapor que entra en los pulmones es mucho más fresco. Pero eso no significa que sea inefectivo. De hecho, siempre que el clavo esté lo suficientemente caliente como para descarboxilar los cannabinoides y los terpenos, colocará igual.

• Mejor sabor: como los terpenos permanecen intactos a temperaturas bajas, el dab sabrá incluso mejor que con un rig muy caliente.

• Mejor subidón: como ya está empezando a comprobar mucha gente, los terpenos también influyen en el efecto del concentrado, y no solo en su sabor y aroma. Esto encaja con una teoría conocida como “efecto séquito”, según la cual los cannabinoides, terpenos y otros compuestos del cannabis trabajan juntos para potenciar sus respectivos efectos.

Ventajas de los dabs de arranque en frío

INCONVENIENTES DEL DABBING DE ARRANQUE EN FRÍO

Aunque rara vez son factores decisivos, deberás tener en cuenta estos inconvenientes antes de probar tu primer dab de arranque en frío.

• Podría hacer que el tapón del carburador se caiga: esto dependerá de la forma de tu tapón, pero al calentar un dab de arranque en frío, el tapón permanece encima del clavo durante un buen rato. Y el hecho de pasar más tiempo en esa posición aumenta el riesgo de que se caiga y se rompa.

• Se corren más riesgos con el mechero soplete: además de mantener en su sitio el tapón del carburador, tendrás que asegurarte de controlar el soplete. Este tipo de dabs necesitan menos calor de lo habitual, pero una llama sigue siendo una llama. Dicho esto, no tendrás ningún problema siempre que no lo pierdas de vista mientras se calienta.

• Cuesta acostumbrarse: cuando empieces a consumir dabs de arranque en frío, es posible que calientes el clavo sin darte cuenta. Eso es completamente normal, ya que es la forma en la que has aprendido a hacerlo. A medida que sigas consumiendo estos dabs, tus hábitos serán sustituidos por otros.

CÓMO HACER UN DAB INVERTIDO / DE ARRANQUE EN FRÍO

Y sin más dilación, vamos a ver cómo se consume un dab invertido o de arranque en frío.

UTENSILIOS

Si dabbeas con ayuda de un rig y un clavo de cuarzo, ¡ya tienes todo lo que necesitas!

Si no tienes nada de esto, consigue el rig y el clavo, así como una varilla de metal conocida como "dabber".

Asegúrate de tener un tapón para el carburador. Lo ideal sería una tapa que se pueda colocar de forma segura sobre la abertura para el clavo, para no tener que estar sujetándola en su sitio. Pero lo cierto es que no importa, siempre y cuando cubras dicha abertura de forma segura. Después, lógicamente, necesitarás un mechero soplete (y butano para recargarlo) y tu concentrado de marihuana.

INSTRUCCIONES

Cuando tengas todos los utensilios será el momento de consumir un dab de arranque en frío.

PASO UNO

Toma tu rig para dabbing y comprueba que el clavo de cuarzo esté frío. Usa el dabber para coger una dosis de concentrado y colócala sobre el clavo.

PASO DOS

Pon el tapón del carburador encima del clavo, asegurándote de que cubra la abertura completamente. Deberá permanecer ahí durante toda la duración del dab.

PASO TRES

Empieza a calentar el dab poco a poco, con el mechero soplete a media potencia si es posible. Inhala a través de la boquilla del rig cuando el dab comience a burbujear y a evaporarse.

Instrucciones

PASO CUATRO

Si todavía queda aceite en el clavo, repite los pasos dos y tres hasta que desaparezca del todo.

DABS DE ARRANQUE EN FRÍO VS DABS TRADICIONALES

Ahora que ya conoces todos los entresijos del dabbing de arranque en frío, ¿en qué nivel se encuentra en relación al método de la vieja escuela? Lo cierto es que ambas técnicas colocan igual, y se tarda la misma cantidad de tiempo con una que con la otra. La necesidad de mantener el tapón en su sitio mientras se calienta el dab complica un poco las cosas, aunque esto se resuelve comprando una tapa adecuada (son bastante baratas).

Puede que resulte difícil acostumbrarse, pero suponemos que el dabbing normal también nos parecía extraño al principio.

Todo depende de tus preferencias personales, pero si quieres que tus dabs sean más sabrosos y delicados y que contengan todo el poder de los terpenos, prueba los dabs de arranque en frío.