5 ventajas de cultivar marihuana a partir de esquejes vs semillas


5 ventajas de cultivar marihuana a partir de esquejes vs semillas

Hay dos formas de empezar un cultivo de cannabis: a partir de semillas o a partir de esquejes. Mientras que la mayoría de novatos utilizan semillas para iniciarse en el cultivo de cannabis, los esquejes ofrecen importantes ventajas, que analizaremos en detalle a continuación.

1. TRABAJAR CON ESQUEJES ES MÁS RÁPIDO

Utilizar esquejes de cannabis es mucho más rápido que usar semillas, porque permite saltarse la fase de germinación.

Cuando siembras una semilla de cannabis, deberás germinarla para que pueda romper su cáscara y generar un brote que desarrolle raíces y hojas.

Si bien algunas semillas germinan en un plazo de 24 horas, otras pueden tardar entre 2 y 7 días en mostrar los primeros signos de germinación. Una vez que se abren y brota su raíz primaria, las semillas desarrollan sus primeras hojas, conocidas como cotiledones.

De principio a fin, la fase del plantón puede durar unas 2-3 semanas en el interior y hasta 6 semanas en el exterior.

Cuando utilizas un esqueje, sin embargo, te ahorras este proceso. Lo único que tienes que hacer es darle tiempo para que desarrolle raíces. Una vez conseguido, entrará en la etapa vegetativa con mucha fuerza.

Además, ten en cuenta que algunas semillas no germinan. Aunque algunos métodos de germinación son mejores que otros, ninguno garantiza una tasa de éxito del 100%.

Esto es debido a que las semillas son frágiles, y cualquier error mínimo de manejo, temperatura o humedad, afectará a sus posibilidades de germinar.

2. USAR ESQUEJES ES MÁS BARATO

Otra ventaja del uso de esquejes en vez de semillas es que reduce los costes. Siempre que trabajes con semillas, lo mejor es comprarlas a un criador/banco de semillas de buena reputación, para asegurarte de obtener buenos genes.

Pero comprar semillas en un banco de semillas puede resultar bastante caro. Hay paquetes de 3 semillas por 10 euros, pero también pueden costar 50 euros o más.

Trabajando con esquejes, podrás evitar estos costes. Si estás pensando en cultivar varias plantas durante un período largo de tiempo, sería aconsejable considerar el cultivo y mantenimiento de una planta madre. Una planta madre fuerte y estable puede producir, potencialmente, un número interminable de esquejes.

Muchos cultivadores compran semillas para empezar y tener diversas genéticas con las que trabajar. A partir de ahí, suelen recurrir a los esquejes de unas cuantas plantas madre.

Y aunque el cultivo y mantenimiento de unas plantas madre sanas también conlleva costes, es mucho más barato que comprar semillas nuevas al comienzo de cada temporada.

3. LOS ESQUEJES SON SIEMPRE HEMBRA

LOS ESQUEJES SON SIEMPRE HEMBRA

Una sola planta macho de cannabis puede polinizar cientos de plantas hembra y poner en peligro la cosecha entera. A menos que estés tratando de criar tus propias plantas, deberás evitar las plantas macho como la peste.

Cuando trabajan con semillas, la mayoría de cultivadores eligen semillas feminizadas para minimizar las probabilidades de obtener plantas macho. Las semillas feminizadas suelen ser más caras que las regulares, con lo que aumentan el coste del cultivo.

Los esquejes de una planta hembra, por otro lado, serán siempre hembra. Por ello, son una excelente forma de evitar tener plantas macho que polinicen a las hembras y transformen tus flores en semillas.

Ten en cuenta que un exceso de clonación, u otro tipo de estrés, inducido sobre una planta madre, puede aumentar las posibilidades de acabar con plantas hermafroditas de rasgos masculinos. Para ir sobre seguro, te recomendamos sacar esquejes de tus plantas madre un máximo de 4 veces antes de recrearla a partir de uno de ellos.

4. OBTIENES EXACTAMENTE LO QUE BUSCAS

Un paquete de semillas es como una caja de bombones, nunca sabes lo que te va a tocar. Es cierto que si adquieres tus semillas de un banco de semillas de confianza, tendrás la seguridad de recibir la variedad por la que has pagado. Sin embargo, no hay ninguna garantía en cuanto al tipo de fenotipos que desarrollará.

Si siembras semillas de la misma variedad, lo más probable es que acabes con plantas con ligeras diferencias que afectarán a todo, desde el tamaño al efecto/potencia de sus frutos. Para muchos, esto es en lo que consiste el cultivo de cannabis: encontrar esa joya oculta entre todos esos fenotipos distintos. Pero, a veces, solo quieres un cultivo con plantas fuertes y uniformes. Conservando la planta madre perfecta y sacando clones de ella, siempre tendrás la garantía de obtener plantas fuertes y uniformes.

El uso de esquejes es una forma garantizada de cultivar réplicas exactas de una planta existente. Por lo tanto, los esquejes preservarán un fenotipo particularmente fuerte. Así que asegúrate de experimentar con unas cuantas variedades y, una vez que hayas encontrado tu planta ideal, saca esquejes.

A partir de ahí, con un poco de cariño y atención, podrás cultivar varias generaciones de tu planta madre. Es una forma estupenda de contar con un suministro constante y fiable de la misma marihuana.

5. LOS ESQUEJES PRODUCEN MÁS COSECHAS

 LOS ESQUEJES PRODUCEN MÁS COSECHAS

La ventaja final del uso de esquejes es que permiten obtener varias cosechas. Al saltarse la fase de germinación y plantón, pueden producir más cosechas por año.

Cuando cultivas al aire libre, los esquejes suelen permitirte obtener una cosecha extra por año, antes de que llegue el invierno. En el interior, podrás cultivar durante todo el año y tener un ciclo constante de plantas madre, plantas jóvenes y plantas en fase de crecimiento. El uso de esquejes es una forma eficaz de obtener una cosecha extra al año. Lo que se traduce en una enorme cantidad de cogollo.

ESQUEJES: ELIMINA LAS CONJETURAS DE TU CULTIVO

Como ves, utilizar esquejes en lugar de semillas tiene un montón de ventajas, por lo que no es de extrañar que muchos cultivadores prefieran esta práctica.

Aunque para aprender y entender el proceso de clonación se necesita tiempo, una vez que empieces a disfrutar de los beneficios enumerados en este artículo, habrá merecido la pena.

No olvides que las semillas también tienen sus ventajas.