Coach Snoop (2018) – Reseña


Protagonizada por: Snoop Dogg
Dirigida por: William J. Saunders y Rory Karpf
Género: Serie-documental
Estreno: 2 de febrero del 2018
Canal: Netflix

Coach snoop (2018) – reseña

Hace unas semanas, Netflix estrenó un nuevo reality titulado "Coach Snoop", que gira en torno a Snoop Dogg y su equipo de entrenadores, además de su relación con los jóvenes de su equipo de fútbol y los problemas a los que estos se enfrentan.

Por lo general, solo hablamos de películas y temas relacionados con la marihuana, pero hemos decidido escribir esta reseña porque somos fans de Snoop Dogg, independientemente de lo que haga.

Snoop Dogg tiene carisma y, ya sea como presentador de un aburrido programa de cocina, en su propio show de debates rodeado de hierba, como artista reggae o rapero, o protagonista de una película mala de fumetas. Incluso de un reality de Netflix lleno de "farsas estilo MTV como embarazada a los 16", lo vamos a ver.

Aunque es difícil imaginarse a Snoop sin un blunt en la boca, la serie no tiene absolutamente nada que ver con la marihuana.

EL OTRO SNOOP

El otro snoop

Snoop Dogg ha estado muy ocupado durante las dos últimas décadas, y aunque su carrera musical le ha mantenido muy atareado, es un tipo lo bastante decente como para devolver algo a la sociedad.

Snoop fundó la Liga Juvenil de Fútbol Snoop hace más de 10 años, y ha estado enseñando a los jóvenes sobre disciplina, autoestima y trabajo en equipo a través del fútbol americano.

Poca gente sabe que Snoop es un fanático de los deportes, y que incluso jugó un poco al fútbol mientras crecía. ¡Y no es nada malo! Snoop obtuvo el certificado de entrenador de fútbol y ha estado entrenando a su hijo y a muchos otros jóvenes de los barrios en los que él mismo creció.

LO BUENO

Cada episodio gira en torno a la historia de uno de los adolescentes, y es genial ver cómo Snoop Dogg y sus compañeros les ayudan, ofreciéndoles la oportunidad de alejarse de sus vidas diarias e intentando enseñarles algo bueno. Ver a Snoop en este papel hace que nos caiga incluso mejor.

Está claro que los jóvenes admiran a Snoop y a los otros entrenadores, aunque el lenguaje que utilizan para comunicarse con los adolescentes a veces es un poco duro (pero bueno, se trata de Netflix, y de Snoop, un hombre que probablemente lleve diciendo “b*tches” y “n*ggas” desde que empezó a hablar).

Lo mejor de que la serie esté en Netflix, es que Snoop consigue acercar otras cuestiones más serias a una audiencia mayor. Nunca es un mal momento para abordar la temática de la pobreza, y cómo han crecido algunos de estos chicos. El programa toca temas como el bullying, la autoestima, el racismo, la paternidad y, sí, los deportes.

Cada episodio destaca la historia de un joven distinto y nos da una imagen más detallada de cómo viven, y de las situaciones a veces difíciles y graves a las que se enfrentan Snoop y sus compañeros.

LO MALO

Como ya hemos mencionado, no hemos escrito esta reseña porque tenga nada que ver con el cannabis, sino porque nos gusta Snoop.

Uno de los pocos momentos en los que vemos algo relacionado con la marihuana, es en el primer episodio, cuando Snoop Dogg está en su estudio fumando un enorme porro y presentando la serie.

El resto del programa es básicamente una serie-documental llena de los dramas habituales y los típicos acontecimientos claramente exagerados y preparados que te podrías imaginar de un reality sobre un grupo de jóvenes supuestamente problemáticos que juegan al fútbol para alejarse de sus duras vidas.

Lo que nos llamó la atención un poco es que, en algunos momentos, la serie resulta excesivamente dramatizada, y algunas escenas parecen demasiado preparadas, lo que pone al programa en el mismo rincón que muchos otros realities que odiamos.

Para ser sinceros, si no fuera por Snoop Dogg, no hubiéramos visto (y mucho menos comentado) esta serie.

CONCLUSIÓN

La colección de Netflix está creciendo, pero parece que cada vez es más difícil encontrar algo bueno. Al igual que nosotros, seguramente ya habrás visto todos los episodios de Black Mirror y Breaking Bad por quinta vez.

Así que, si tienes una noche libre y buscas algo diferente para hacer un maratón, echa un vistazo a Coach Snoop. Es bastante decente, aunque estés fumado.