Cómo evitar que te pillen cultivando marihuana


Cómo evitar que te pillen cultivando marihuana

Desafortunadamente, el cultivo de cannabis sigue siendo ilegal en la mayoría de países del mundo. Pero, ¿cuándo ha impedido la ley que la gente haga cosas? Si estás pensando en cultivar ilegalmente, asegúrate de leer los siguientes consejos para evitar ser descubierto.

Nota: no apoyamos ni fomentamos el cultivo ilegal de marihuana. Este artículo está únicamente escrito con fines de reducción de daños. ;)

Échale un vistazo a algunos consejos:

1. MANTÉN LA BOCA CERRADA

1. mantén la boca cerrada

Lo entendemos, cultivar tus propias plantas de cannabis es muy emocionante, pero muchos cultivadores cometen el error de contárselo a todo el mundo.

Confía en nosotros, la clave para que no te pillen es llevar a cabo una operación discreta. Olvida tu ego y guárdate tu cultivo para ti mismo.

2. NO MOLESTES A NADIE

Otra razón por la que algunos cultivadores son descubiertos es porque no prestan atención a su entorno ni a cómo podría afectar su cultivo a otros vecinos.

Confía en nosotros, no hay forma más fácil de enfadar a un vecino que con un extractor funcionando junto a su ventana durante toda la noche. Si vas a cultivar en una zona residencial, asegúrate de que no molestas a nadie.

3. TEN CUIDADO

Otra forma de que te pillen es a causa de un incendio u otro tipo de riesgo para la seguridad. Recuerda: las herramientas para el cultivo se pueden estropear, y cuando lo hacen, podría tener graves consecuencias.

Para evitar la posibilidad de que ocurra un accidente, utiliza siempre un equipo profesional y asegúrate de comprobar de vez en cuando el funcionamiento de cosas como extractores, filtros, ventiladores o luces.

4. AÍSLATE

Todo el mundo es capaz de identificar el olor de la hierba, independientemente de lo inocentes que parezcan ser. Es importante que controles el aroma de tus plantas aislando tu espacio de cultivo.

Piensa también en el aislamiento de señales y sonidos provenientes del cultivo. No hay mejor forma de despertar sospechas que tener las lámparas encendidas toda la noche y dejar que se escape la luz por una ventana que da a la propiedad de tus vecinos.

5. PERMANECE OCULTO

La mayoría de los consejos que hemos cubierto hasta ahora afectan a los cultivadores de interior, pero éste también va para los de exterior:

Asegúrate de que tus plantas estén escondidas. Si cultivas una sativa de 2 metros en el balcón de tu casa, no te sorprendas si recibes la visita de la policía.

Si estás limitado a cultivar al aire libre, asegúrate de hacerlo en un espacio privado que no se pueda ver desde otros sitios.

6. CONOCE LOS LÍMITES

La mayoría de las leyes sobre el cannabis intentan englobar operaciones tanto pequeñas como grandes y comerciales con distintas sanciones.

En el sur de Australia, por ejemplo, los delitos leves como el cultivo de una sola planta suelen castigarse sólo con una multa. En los Países Bajos, se pueden cultivar hasta 5 plantas sin que haya riesgo de procesamiento judicial.

Sea cual sea la ley de tu país, asegúrate siempre de seguirla tan al pie de la letra como puedas, y limítate a cultivar la cantidad de plantas más pequeña con el fin de evitar un enjuiciamiento en caso de que te descubran.

7. PAGA SIEMPRE TUS FACTURAS

Otra forma clásica de que te pillen cultivando hierba es que un recaudador llame a tu puerta.

¿Recuerdas que te hemos aconsejado que evites llamar la atención? Asegúrate de pagar tus facturas a tiempo para evitar cualquier sospecha.

8. MANTÉN EL ESPACIO DE CULTIVO CON UN ASPECTO JOVEN

Si te pillan, suele ayudar hacer creer que es tu primer delito. Para ello, asegúrate de que tu espacio de cultivo no parezca que ha estado siendo utilizado durante mucho tiempo.

Esto significa limpiar el polvo de las lámparas, cambiar los filtros, y eliminar toda factura o documento antiguo y rastreable. Esto hará que el fiscal o los agentes de la policía asuman que estás cultivando por primera vez, lo cual podría ayudarte a recibir una sanción más leve.