VIPs de la marihuana: Morgan Freeman


VIPs de la marihuana: Morgan Freeman

Morgan Freeman es un reconocido actor y activista a favor del cannabis. Para ambos trabajos se ha valido tanto de su bagaje personal como de sus propias experiencias vitales, y a menudo presta su voz a la causa.

Morgan Freeman es un actor ganador de un Óscar, y durante mucho tiempo también ha sido un defensor del cannabis. Y su trayectoria desde su nacimiento hasta llegar aquí ha sido increíble. Nacido en el seno de una familia humilde en el sur de los Estados Unidos, durante la época de la segregación racial, ha conseguido convertirse en uno de los actores más importantes de Hollywood, pero además también es famoso por su labor como activista a favor de los derechos humanos.

Muchos de sus papeles en el cine incorporan aspectos de su vida y de su recorrido vital, incluidas algunas de sus últimas películas. Como por ejemplo "Memorias de Manhattan", que entremezcla los problemas financieros propios provocados por la vejez con referencias aquí y allá sobre la marihuana con fines medicinales.

Tal y como afirma en una de sus citas favoritas, "la mejor manera de garantizar una derrota es abandonar". Lo cierto es que él nunca lo ha hecho, y continúa siendo una presencia habitual en las pantallas.

¿QUIÉN ES MORGAN FREEMAN?

¿quién es morgan freeman?

Aunque hoy en día sigue siendo un actor famoso, Freeman proviene de un mundo muy alejado de Hollywood. Nació en el sur estadounidense el 1 de junio de 1937, en un tiempo anterior al establecimiento de los derechos civiles. Su madre era profesora y su padre barbero, que falleció cuando Freeman tenía veintipocos años. Pero quien realmente le crió fue su abuela, ya que sus padres tuvieron que emigrar al norte, a Chicago, para poder trabajar. Y cuando su abuela murió, él también se tuvo que mudar allí.

Dicho esto, su amor por la interpretación y sus dotes teatrales siempre han sido una de sus características fundamentales. Su debut como actor se produjo con tan solo 9 años. Con 12, se alzó con un premio dramático a nivel estatal, lo que le permitió participar en un programa radiofónico en Nashville.

Pero el cine siempre fue su mayor afición, incluso cuando era un niño joven. Sin embargo, rechazó una beca parcial para cursar estudios dramáticos con tal de cumplir su sueño de convertirse en piloto de guerra en el Ejército del Aire. Pero como aquello no funcionó, se dedicó a reparar radares hasta cumplir los cuatro años de servicio.

En ese momento se trasladó a California, donde residió en Los Ángeles y San Francisco tratando de recobrar su antigua pasión. Pero su viaje no fue nada fácil. Fue a clases de interpretación y encontró trabajo tanto en California como en Nueva York en multitud de oficios, desde dependiente de una tienda de discos hasta bailarín.

A finales de los 60 comenzó a gozar de éxito en los teatros neoyorquinos. Su primera aparición en los créditos de una película se remonta a 1971 con "Who Says I Can't Ride A Rainbow?" Por entonces también llegó a salir en televisión, e incluso en un programa infantil de la época.

Pero su presencia en la gran pantalla comenzó a reafirmarse hacia la década de los 80.

LOS LOGROS Y MOMENTOS MÁS DESTACADOS DE SU CARRERA

Los logros y momentos más destacados de su carrera

La mayoría de nosotros conocemos a Freeman por sus papeles en el cine, en cintas como "Paseando a Miss Daisy", o por interpretar al sargento mayor Rawlins en "Tiempos de gloria". Pero su gran descubrimiento se produjo por su papel en la película de 1994 "Cadena perpetua".

Ha sido nominado a los Oscars un total de cinco veces, tantas como a los Globos de Oro. Finalmente logró el Óscar a Mejor actor secundario por su actuación en Million Dollar Baby durante la 77º gala de los Premios de la Academia.

Pero Freeman siempre ha mantenido una carrera activa alejada de la gran pantalla. Su voz profunda y melódica de barítono le ha permitido disfrutar de muchos trabajos de doblaje tanto en cine como en anuncios, y además también se ha dedicado a tareas de producción ejecutiva.

Pero sus mejores trabajos siempre han contado con un marcado cariz social. Ciertamente, las películas por las que es más conocido son todas ellas cintas influyentes de distintos géneros que tratan sobre ciertos temas. En materia racial, por ejemplo, ha estado involucrado en algunas películas que tienen como tema central esta cuestión.

MORGAN FREEMAN Y EL CANNABIS

Freeman nació en un lugar y en un momento en el que existía una fuerte segregación, lo que le condujo al activismo y a apoyar la libertad en Sudáfrica durante la década de los 80. Como defensor comprometido con los derechos humanos, Freeman se ha tomado la legalización del cannabis como un asunto personal.

En los Estados Unidos, concretamente, la guerra contra las drogas y el racismo, así como la violencia policial, siempre han ido de la mano. Y Freeman nunca ha esquivado esta conexión. Es más, a menudo se ha erigido como una voz crítica con las leyes estadounidenses sobre las drogas y su impacto racial.

Freeman ha hablado con valentía sobre este tema y ha realizado numerosos comentarios directamente a los medios sobre la violencia que ejerce la policía. No obstante, y en especial desde el comienzo del nuevo siglo, Freeman se ha convertido en un defensor de la legalización.

¿Pero qué hay acerca de su consumo personal? Freeman ha consumido la droga desde que sufrió un grave accidente de coche en 1997, y lleva proponiendo desde hace mucho tiempo la legalización total.

Pese a mantenerse ocupado con su envidiable carrera, Freeman también presta su nombre a la causa. Y últimamente, su famosa voz de barítono está directamente a su disposición, narrando especiales y dando entrevistas en las que opina por qué la marihuana debería ser legal a nivel federal y estar al alcance de todo el mundo.

La suya es una voz especialmente relevante. ¿Por qué? Pues porque se trata de un modelo a seguir como afroamericano que ha tenido éxito tanto profesional como financieramente y que además también "consume drogas". Y además lo hace de forma que promueve no solo su salud, sino también su trayectoria. Actualmente seguimos disfrutando de un actor y trabajador prolífico al que deberíamos agradecer por su contribuación en favor de la legalización. ¡Ánimo, Morgan!