Ripped (2017): crítica de pelis para fumetas


Director: Brad Epstein
Actores: Faizon Love, Russell Peters, Alex Meneses, Kyle Massey, Vandit Bhatt, Stephanie Drapeau, Farah White, Bridger Zadina
Fecha de lanzamiento: 23 de junio, 2017

Ripped (2017): crítica de pelis para fumetas

He aquí otra película que añadir a la larga e interminable lista de pelis de fumetas, otra de la podrías echar mano para tu sesión de cine del domingo por la noche, cómodamente repantigado en el sofá. Pero no esperes gran cosa.

Esta película desprende la sensación de que realmente la han rodado un par de auténticos fumetas esperando que, si su público la ve estando lo suficientemente colocado, se podrían tragar cualquier cosa.

Si bien la película arranca de forma bastante divertida y con una referencia a Medio flipado (Half Baked), "Ripped" resulta estar también ser una flipada... a medias. Cuenta con actuaciones pésimas, no es más que una sucesión de estereotipos (de manera casi insultante) sobre los fumetas, uno detrás de otro, podrás ver micrófonos colgando que se cuelan en las escenas, y un montón de cortinas de humo. Dicho lo cual, hay una o dos bromas que harán reír al público menos exigente y que tan solo pide que haya algo sonando de fondo mientras rellena la cachimba.

La historia trata sobre dos colegas fumetas que terminan fumándose una hierba súper secreta que ha creado la CIA, todo esto mientras se dirigen a un concierto de Run DMC en 1986. Esta súperhierba, denominada G14, les induce en un estado comatoso durante 30 años del que despiertan en 2016.

Ripped (2017): stoner movie review

Reeves (Faizon Love) y Harris (Russel Peters) están un poco mosca por el hecho de despertarse como un par de carrozas que visten la misma ropa que llevaban cuando eran jóvenes, antes de despertar en un mundo nuevo. Pero de alguna forma están más sorprendidos porque se pueda tirar de la cadena automáticamente o por los propios teléfonos móviles que por el hecho de que fumarse una hierba les haya hecho estar en coma durante los últimos 30 años.

El resto de la película discurre mientras Harris trata de volver con su antigua novia, y con los dos amigos comenzando un negocio (de hierba) para poder sobrevivir, pero que por algún motivo no funciona. El tono de la peli es agradable, pero no nos ha enganchado en ningún momento, y no es suficiente para que le prestes atención durante demasiado rato.

El primer intento de Brad Epstein por hacer una pelí de fumetas hace que te des cuenta de que los directores se dejan llevar y se toman estás cosas un poco a broma. La premisa de la historia es buena, pero no está todo lo bien desarrollada que podría haberlo estado.

Una buena comedia de fumetas debería ser, en primer lugar, una comedia, y a continuación, una película de fumetas. Superfumados (Pineapple Express), Medio flipado (Half Baked), Colega, ¿dónde está mi coche? (Dude, Where's my car?), Dos colgaos muy fumaos (Harold & Kumar go to White Castle) son algunos ejemplos de pelis de fumetas buenas. Esta película simplemente no lo es.