Cómo hacer tortitas de marihuana


Cómo hacer tortitas de marihuana

¡Las tortitas infusionadas de marihuana son una gran forma de empezar el día! ¿La buena noticia? Estas pequeñas son fáciles de hacer y están riquísimas con un poco de sirope, o con cualquier cosa que les quieras añadir.

Añade frutos secos, fruta, mantequilla de cacahuete o lo que más te apetezca. Es difícil equivocarse con esta receta.

QUÉ NECESITAS?

  • 3 ⅓ cucharadas de mantequilla de cannabis o un aceite vegetal infusionado con cannabis. No uses aceite de oliva, a no ser que quieras tortitas saladas.
  • 510g de harina
  • 3 cucharaditas de azúcar
  • 1 ½ cucharaditas de levadura
  • ½ cucharadita de sal
  • 510ml de leche
  • ½ cucharadita de vainilla o azúcar avainillado
  • 2 huevos grandes
  • 2 boles para mezclar
  • 1 espátula
  • 1 sartén
  • Aceite para cocinar
  • Fruta, sirope o cualquier otra delicia que quiera añadir

PREPARACIÓN

  1. En un bol, mezcla los ingredientes secos (harina, levadura, azúcar y sal).
  2. En otro bol, mezcla la leche, huevos, la mantequilla derretida o aceite y la vainilla.
  3. Combina las dos mezclas para hacer la masa. Mézclalo todo bien, dejando algunos grumos. De esta manera, tus tortitas saldrán buenas y esponjosas. Deja la mezcla a un lado.
  4. Pon la sartén al fuego y añade aceite. Enciende los fogones a fuego medio. Cuando el aceite haya alcanzado la temperatura adecuada, vierte un cuarto de la masa en la sartén. La idea es que cubra la sartén. Si quieres que tus tortitas sean de mayor o menor grosor, varía la cantidad de masa que viertes.
  5. Cuando veas aparecer burbujitas en la superficie, es el momento de girar las tortitas, usando la espátula. Las tortitas estarán listas cuando se tornen de color marrón dorado.
  6. Sírvelas inmediatamente, mientras estén calentitas. Tu imaginación es el único límite. Para darle un toque “del oeste”, puedes añadir salsichas o bacon. También puedes añadir la fruta directamente a la masa, pero esto hará que tarden un poco más en cocinarse.

¡Nunca el desayuno había sido tan bueno!