¿Qué son las variedades de cannabis 'Kush'?


¿Qué son las variedades de cannabis 'Kush'?

Kush es una palabra habitual entre consumidores de cannabis de todo el mundo. Desde los fumetas más veteranos que llevan décadas en la escena hasta los más novatos, casi todos los aficionados conocen la palabra "Kush". Pero, ¿qué son exactamente las cepas Kush? ¿De dónde vienen? ¿Cómo debería ser un buen material Kush?

El término Kush se utiliza para referirse a una amplia variedad de cepas de cannabis procedentes de la región del Hindu Kush. Las cepas Kush pueden ser variedades puras que son autóctonas de esta zona, o potentes híbridas que han sido desarrolladas utilizando genes Kush.

Se cree que las cepas Kush llegaron a los Estados Unidos en los años 70. Hoy en día son muy apreciadas por consumidores terapéuticos y recreativos de todo el mundo. Los genes Kush también son la piedra angular de muchas híbridas interesantes que nos podemos encontrar en el mercado, como la OG Kush, la Skywalker OG, la Bubba Kush y una infinidad de variedades más.

Las cepas Kush suelen ser de dominancia índica y normalmente presentan las siguientes características:

Aspecto

Las variedades Kush suelen ser bajitas y robustas. Sus hojas y colas generalmente adoptan colores verdes oscuros y, en ocasiones, hasta desarrollan gamas violetas. Los cogollos suelen ser gruesos y compactos, y están recubiertos de una generosa capa de tricomas. Los pistilos varían de color, desde naranja brillante hasta un color más oscuro que recuerda al óxido.

Artículo relacionado

Olor y sabor

Las cepas Kush pueden poseer unos perfiles aromáticos muy complejos, que engloban matices terrosos, florales o a pino, junto con aromas característicos como pimienta, cítricos o incluso gasolina. En términos de sabor, el humo y el vapor de las variedades Kush suelen ser terrosos y florales, combinados quizás con regustos más complejos como frutos del bosque o cítricos.

Efectos

La familia Kush genera normalmente unos potentes efectos sedantes, acompañados de una intensa euforia típica del cannabis índica dominante. Algunas variedades Kush pueden presentar concentraciones de THC de hasta el 20%, así que pegan fuerte y son capaces de dejar a algunos consumidores en un estado de alegría y risas en el sofá.

LA REGIÓN DEL HINDU KUSH

LA REGIÓN DEL HINDU KUSH

Para entender mejor las variedades Kush, es importante analizar la región donde tienen sus orígenes.

El macizo montañoso del Hindú Kush se extiende a lo largo de los 800km que van desde el centro de Afganistán hasta el norte de Pakistán. Es conocido por su clima extremo, y fue un lugar de paso que conectaba los mercados de esclavos del centro y el sur de Asia. Era bastante habitual que los esclavos muriesen en la región debido al clima implacable mientras eran transportados entre estas zonas del continente asiático.

La dureza del clima tuvo, obviamente, consecuencias importantes sobre las plantas de cannabis que crecen en la región. La familia Kush es conocida por ser muy resistente, capaz de soportar temperaturas bajas y consumir poca agua, produciendo aún así unas cosechas abundantes. A diferencia de algunas variedades sativa originarias de climas más cálidos, las variedades Kush suelen ser ejemplares bajitos y muy poblados.

Estas cualidades pueden ser especialmente interesantes para cultivadores y criadores. El hecho de que las plantas se queden en estaturas manejables, pero a pesar de ello produzcan grandes cosechas, las hace ideales para plantar en interior o en situaciones en las que el cultivador no quiere llamar la atención.

Las variedades Kush también son una alternativa muy apropiada para cultivadores de exterior que se enfrentan a climas fríos, tanto en el hemisferio sur como en el norte.

Artículo relacionado

HÍBRIDAS KUSH Y CRUCES

Es importante mencionar que, gracias a la experimentación y la creación de variedades híbridas, no todas las cepas Kush muestran las mismas características.

Los criadores más experimentados juegan con una gran variedad de especies para obtener nuevas cepas con cualidades únicas. Por ejemplo, quizás decidan cruzar una variedad Kush pura con una sativa potente para conseguir una cepa que presenta las características físicas de una Kush pero produce unos efectos más similares a los de las sativa.

Además, el fenotipo determinado de cada planta aporta a las variedades Kush atributos específicos que se pueden manifestar en su aspecto o en su perfil de cannabinoides, por ejemplo.